jueves, 25 de abril de 2013

Arriba
























Los domingo por la tarde después de comer, todos dormían la siesta.
A  esa hora quieta y silenciosa a mi hermana y a mi nos gustaba mirar las vistas desde la cima. 
Fotografía de Bill Brandt